La verdad es que no lo puedo asegurar, pero los hechos me llevan a pensar que Facebook y Whatsapp comparten datos aunque los usuarios hayan denegados los permisos en la configuración de Whatsapp.

Eliminación cuenta de Facebook - Rafael Hormigos

Foto de @rhormigos

El pasado 9 de Enero de 2017 le dije adiós a Facebook y aquí os explico por qué. Han sido casi 8 años. Facebook nació el 4/2/2004, curioso juego de números con el 2 y el 4. Me di de alta como usuario en mayo del 2008, cuatro años después de que Facebook viera la luz, por aquel entonces presumía de tener 145 millones de usuarios de los cuales unos 3 millones estaban en España. Hoy dicen que tienen más de 1600 millones, aunque unos cuantos sean perfiles de empresas, trolls, falsos, bots y personas fallecidas, sigue siendo la Red Social con mayor número de usuarios “activos”.

Cuando empecé a usar Facebook todo pintaba de maravilla, podíamos contactar con aquellas personas que formaron parte de nuestra infancia y que con el tiempo dejamos de ver, amigos del cole, profesores, antiguos vecinos, amigos de las vacaciones, familiares lejanos, etc. Todo súper chulo y súper guay.

Pero mi percepción cambió cuando tras hacer el Master en Internet Business, empecé a querer saber más sobre cómo funcionaba internet por dentro y comencé a acudir a eventos y jornadas de Ciberseguridad como X1RedMásSegura de Angelucho y compañía “Con vosotros empezó todo….”. Después vinieron Rooted, MundoHacker, HoneyCON, etc. Empecé a seguir en Twitter a especialistas en la materia, me creé una lista específica de expertos en derecho y ciberseguridad para intentar estar lo más actualizado posible, y me entusiasmó hasta el punto de dar charlas a los padres para concienciar sobre el uso seguro de la red y hacerme Cibercooperante del INCIBE. El caso es colaborar como mejor se pueda, porque como bien dice Ángel “Nosotros somos nuestro mejor antivirus” 

Resulta que Facebook no sólo sabe quién eres, sino que sabe el qué, el cuándo, el dónde, el cómo y hasta el por qué de toda tu vida.

Vamos con los motivos del por qué

1.- Para no aburriros con los términos y condiciones –aunque todo radica ahí – os resumiré que Facebook a través de la app, accede y “podría” recopilar TODOS los archivos de imágenes, vídeos y documentos de vuestros dispositivos sin que los hayáis compartido en la red social. En éste antiguo post podréis saber más.

2.- Tras leerme el libro de Silvia Barrera “Claves de la Investigación en Redes Sociales” el cual recomiendo leer a todo el mundo, sea o no técnico o profesional de las TIC, he podido darme cuenta de cómo estas empresas están por encima de la ley de cualquier país, excepto Alemania en ciertos aspectos, y de cómo los términos y condiciones de Facebook y de la gran mayoría de las redes, si no todas, están redactadas de manera que ellos no tienen ninguna obligación ni responsabilidad para con el usuario y ni con ningún órgano ni requerimiento judicial del planeta tierra. 

Reconozco que su lectura me hecho ver lo impotentes e insignificantes que somos y el poco respeto, ética y valor de éste tipo de empresas.

Como dice Silvia, “Las redes no son peligrosas, son poderosas

3.- La información que circula por la red es excesiva, muchas veces sin criterio ni rigor alguno, provocando una enorme confusión en la sociedad. De hecho la compañía está tratando de poner remedio a éste problema. Y es que en el afán de protagonismo tanto personal como corporativo se publica de todo.

4.- Facebook es una empresa y como tal ha de generar ingresos, éstos los genera con todos esos datos, los que compartes y los que no, pero es que además – y esto no deja de asombrarme – aquél que contrata la publicidad con Facebook, ha de “fiarse” de las cifras de clicks e impresiones que ellos dicen, y si recuerdan, hace no mucho tuvieron que admitir que los visionados de los vídeos no eran reales, es decir, que vaya usted a saber el ROI (retorno de la inversión) real de las campañas. Aunque tranquilos, que no es la única compañía que podría alterar las cifras.

5.- El pasado verano se desató la polémica al anunciarse que Whatsapp – compañía adquirida por Facebook – compartiría los datos con la red social

y aquí quiero detenerme un poco

Cuando hicieron la actualización, se daba la “opción” de compartir o no la información entre ambas compañías. En mi caso por ejemplo, que soy usuario de Iphone, cuando desmarqué la opción de compartir, automáticamente me desapareció la opción, es decir, que si hubiera querido posteriormente volver a compartirlo, ya no me daba la opción.

Opción Whatspp Facebook compartir datos

La verdad es que eso me hizo sospechar muchísimo y entonces me dio por pensar que tal vez – es que mira que soy mal pensado – esto de dar la opción de compartir no era más que un paripé y ellos anteriormente ya hubieran compartido los datos pertinentes. Es más, yo estoy convencido que los datos ya fueron volcados de una a otra anteriormente, porque antes de sacar una actualización, se testea y para testear deberían de contar con los datos previamente.

Ahora bien. ¿Existe manera de saber si eso ha ocurrido? ¿Existe manera de saber qué paquetes se han intercambiado entre los servidores de Facebook y de Whatsapp? A toro pasado, complicado.

Y esta es la gota que colmó el vaso.

En el post de la semana pasada recomendaba investigar en la red antes de quedar con un desconocido. Resulta que de los interesados en un artículo que tenía a la venta me dio su teléfono, a la media hora entré en mi Facebook y ésta persona me aparecía como contacto sugerido y me pregunté ¿y yo le apareceré a él? ¿Por qué tiene que saber si estoy dado de alta en Facebook o no? El caso es que cuando quedamos para hacer la transacción se acercó y me dijo:

-Perdona, ¿tu eres Rafa?, es que no sé por qué, pero me apareció ayer un tal Rafa en Facebook como contacto sugerido y como la foto de perfil es una puesta de sol como la camiseta que llevas puesta, he supuesto que eras tu.

¿Qué cara crees que se me quedó? La única explicación que le encontré fue que aun habiendo denegado la compartición de datos en la configuración de Whatsapp, la compañía lo sigue haciendo por detrás. Seguramente los expertos en telecomunicaciones sean capaces de saber verdaderamente qué información mandan y reciben nuestros dispositivos. Estoy convencido que algún día lo sabremos y tal vez nos echemos las manos a la cabeza.

Antes de terminar “mi relación” con Facebook descargue una copia de la “supuesta” información que tiene Facebook de mí, envié un mensaje privado a todos mis “amigos” para informarles de que cerraba la cuenta y que entendieran que ya no les iba a felicitar por su cumpleaños y procedí a la eliminación de la cuenta.

Va a ser interesante ver si realmente desaparecen esas sugerencias en Instagram de  “Tu amigo Pepe de Facebook usa instagram como @eltiodelavara_es__78″  porque supuestamente ya no somos “amigos”, ¿o sí?

Ya os contaré cómo termina esto.