1

A veces nos encontramos en encrucijadas en las que no sabemos qué es lo correcto y la toma de decisiones hará levantar ampollas en cualquier bando.

Casi todos mis blog están relacionados con la privacidad online y no puedo pasar por alto el caso de Apple con el FBI sobre el teléfono de San Bernardino.

Es un caso en el que entran en juego la parte jurídica, pero también el moral. Al final el sentido común es el dirimirá qué se hace, pero al ser el menos común de los sentidos a buen seguro que a casi nadie gustará.

Antecedentes. (De manera resumida)

El pasado mes de diciembre murieron 14 personas e hirió a otras 22 en un tiroteo en San Bernardino (California). El FBI tiene el teléfono de la persona que realizó dicho tiroteo, un Iphone 5C, pero está bloqueado por una contraseña. El sistema de protección del Iphone permite 10 intentos para desbloquearlo y en caso de que no se introduzca el código correcto, el dispositivo se bloqueará y no se podrá tener acceso a sus datos, dejando el teléfono inservible.

Intereses de las partes.

Por un lado el FBI le ha solicitado a Apple que desactive la opción del borrado para que mediante técnicas de hacking el FBI pueda desbloquearlo, entrar en el terminal e investigar el teléfono para sacar información que necesite.

Por otro lado Apple venía colaborando con el FBI en la resolución de casos, siempre que la petición viniera por la vía jurídica, pero según las filtraciones de Edward Snowden, Apple aparecía en un programa del FBI en el que no hacían falta la parte jurídica y por ende Apple se vio muy salpicada sobre la seguridad y la falta de privacidad en sus sistemas puesto que presumía de lo que realmente carecía.

“Sí, no, sí, no….. deshojando la margarita”

¿Ha de prevalecer la privacidad sobre la vida?, ¿Se tienen que conceder plenos poderes a los gobiernos sobre la privacidad de las personas?, ¿Los gobiernos han de dictar el camino de las empresas privadas?

Las preguntas que se suscitan son muchas y tan contrapuestas que es sumamente complicado dar con la más acertada.

Si Apple accede a la petición del FBI, Apple tendrá que revelar el secreto de su sistema, yo lo comparo con la fórmula de la Cocacola. Supondría renunciar a todo lo que es. Otorgaría el poder al gobierno de EEUU a poder abrir y meterse en cualquier dispositivo sin órdenes judiciales previas. Si no quieres que se sepa, no se lo digas a nadie, así que si le desvela su “secreto” dejará de tener el control y dejará de ser secreto, tarde o temprano se sabrá.

Muchos dicen que éste caso a Apple, haga lo que haga, puede llevarla a la destrucción como empresa.

Si Apple no accede se le tildará de antipatriota, colaborador con el terrorismo y sin valores por la vida humana, entre otras muchas cosas. Ya se preocupará el gobierno de los EEUU de expulsar o eliminar de la manera que sea a la empresa.

En cualquier caso Apple va a pagar un precio porque un usuario (terrorista) decidió tener un Iphone.

La pregunta es ¿Cuánto de importante es para ti tu privacidad?